Munay

Otoño – Octubre

Me quedo lo tuyo y lo mío.
Me guardo las noches donde nos quisimos
Se queda en el aire lo que imaginé.
Te dejo este intento, esta última vez. 

                                            Manuel Carrasco – ‘Otoño, Octubre’


Otoño. Octubre.  Lluvia. Frio. Ganas de quedarte en casa acompañada por un café (o un caldo) calentito, escribiendo leyendo o incluso estudiando. Echando de menos compañía pero no una compañía cualquiera. Esa compañía de manta, peli y sofá. De caricias en la espalda, de miradas embobadas…

Hoy es uno de esos días en los que me paro a pensar. A hacer balance. De mi vida en general pero especialmente del último año, de los últimos meses. Será que mirar por la ventana me relaja, que el sonido de la lluvia me gusta y me calma – y más aún cuando es de noche – me ayuda a darme cuenta de cómo ha cambiado mi vida, pero sobre todo, me doy cuenta de cómo – en qué dirección – quiero que siga cambiando.

Feliz fin de un fin de semana largo…

Leave a Reply

Anterior

Si tiene que pasar, pasará

Siguiente

Y de repente, tú – Laura Escanes